Wednesday, May 22, 2013

Baguettes o Pan Frances

Hola!
Regreso nuevamente con el blog participando con Bake The World, este mes no quise faltar, escogi una receta rapida para hacer pan frances, ya lo habia hecho antes usando un fermento hecho unas 24 horas antes, esta vez lo hice en menos de 4 horas, que igual requiere paciencia pero menos.

Lo mas chistoso de este proyecto fue que no tenia suficiente harina de fuerza ni harina blanca, asi que se me ocurrio echarle lo que sobraba de harina de fuerza, harina blanca y harina de centeno, y por suerte todo llego a pesar 375 gramos! Que alivio!!

Una baguette (en francés literalmente ‘varilla’) es una variedad de pan preparada con harina refinada de trigo, agua, sal y levadura, es decir la masa de pan francés básica, pero que se caracteriza por su especial forma, ya que es mucho mas larga que ancha. Tiene además como caracteristica que tiene una corteza crujiente y una miga muy suave y esponjosa. Es ideal para la elaboración de bocadillos, o para tomar en rebanadas en el desayuno acompañada de mantequilla y mermelada, o quesos y pates..




No obstante debéis saber que no todos los "panes largos" en Francia se denominan baguettes. Una baguette estándar mide unos cinco o seis centímetros de ancho por tres o cuatro de alto, pero puede llegar a medir un metro de largo. Las pequeñas se utilizan frecuentemente para hacer bocadillos. Éstas se conocen como demi-baguettes (media baguette), tiers o laboyries. Un pan más denso es una "flûte" y un pan más delgado es una "ficelle".

Debe consumirse lo más pronto posible, porque es un pan que tiene una duración en frescura mas escasa que los panes mas gruesos y se endurece con el paso de los días.


Ingredientes para 2 baguettes.
(sacada de Directo Al Paladar)

250 gramos de agua
175 gramos harina de fuerza
100 gramos harina blanca
100 gramos de harina de centeno
¾ cucharadita de sal fina
1 cucharadita de levadura de panadería seca
sémola de trigo fina (semolina)
una clara de huevo con una cucharada de agua.

Preparacion:

Prepara la masa de pan mezclando la harina con la levadura seca y la sal en un cuenco amplio. Añade el agua tibia, sin sobrepasar los 40º, y remueve hasta que se empiece a despegar del recipiente. Si usas levadura fresca lo mejor es mezclarla con el agua tibia antes de añadir al resto.

Pasa a la mesa enharinada ligeramente y amasa durante 10-15 minutos, hasta que quede una masa elástica y flexible. Durante el amasado estira la masa de vez en cuando, retorciéndola y volviendo a unir los extremos (refinado de la masa).

Pasa a un bol aceitado ligeramente y tapa con film transparente. Deja fermentar en sitio cálido 30-40 minutos, o hasta que la masa duplique su volumen, como mínimo.

Pasa de nuevo a la mesa enharinada y aprieta con los nudillos para eliminar el exceso de aire en su interior. Cubre con un trapo limpio y deja reposar 10 minutos.

En este punto, divide la masa por la mitad, cortando con un cuchillo afilado. Estira con un rodillo cada mitad, hasta un tamaño rectangular de 25-30 cm. de largo por 20 cm. de ancho.

Enrolla en espiral por la parte más larga, apretando un poco el final para sellar el rollo, formando así la barra. Repite el proceso con la otra mitad de la masa.

Coloca una hoja de papel vegetal sobre una bandeja de horno, engrasa ligeramente y espolvorea con una fina capa de semolina. Coloca las barras en esta bandeja, con el lado del final del enrollado hacia abajo.

Bate ligeramente la clara de huevo con el agua, y pinta con esta mezcla la superficie de las baguettes. Cubre con un trapo y deja que fermente durante 30-40 minutos en sitio cálido, hasta que doblen su volumen.

Con un cuchillo muy afilado, practica 3 ó 4 cortes en diagonal, de medio centímetro de profundidad.
Hornea en horno precalentado a 375F durante 30 minutos. Saca del horno y vuelve a pintar con la mezcla de clara y agua.

Vuelve al horno y acaba la cocción durante 10-15 minutos más, o hasta que al golpear la base con los nudillos suene a hueco, señal de que está cocido.

Aparta y deja enfriar sobre rejilla. Está mejor recién hecho, una vez enfriado.



6 comments:

  1. Ese montadito con tomate me lo pido uuumm!! Desde luego que este pan es único, lleva su trabajo si, pero merece la pena, yo también lo hice sin masa madre y en unas 4 horas como tu... y genial!!
    Nieves

    ReplyDelete
  2. Te han quedado muy bien!!! Un besote desde Barcelona!!

    ReplyDelete
  3. Me llevo un trocito de tus baguettes de tres harinas ;) Saludos panarras

    ReplyDelete
  4. Perfectas, se ve que la mezcla de harina resultó de maravilla.
    Me encanta la de centeno, así que estas baguettes tienen que encantarme.

    Un saludo, nos vemos en la propuesta de junio!
    natalia

    ReplyDelete
  5. Qué buenos los bocadillos con esas baguettes, no son fáciles pero merece la pena hornear pan en casa, las nuestras apenas duraron!!

    un abrazo

    ReplyDelete
  6. Qué hambre me ha entrado al ver esos bocadillitos que has hecho con la baguette! Las mías se acabaron todas en la cena, jejeje.
    Un besazo

    ReplyDelete

Gracias por pasar y comentar en mi blog, me hace mucha ilusion tanto a mi como a ti, gracias!